Las “causas sociales” en el deporte, ¿una nueva tendencia?

causas sociales en deportes
Photo by Clay Banks on Unsplash

La muerte de George Floyd volvió a encender las alarmas no solo contra la brutalidad policial, sino contra todas las formas de la denominada injusticia racial.

Al mismo tiempo, los deportes profesionales están regresando después de meses de descanso debido al COVID-19. Sin embargo, no es solo el distanciamiento social lo que está en la palestra.

En comparación con el pasado, las cosas han cambiado. En la década del 60, el campeón de boxeo de peso pesado Muhammad Ali fue despojado de su título por negarse a ingresar en el ejército de los Estados Unidos.

Los corredores olímpicos Tommie Smith y John Carlos fueron vilipendiados por dar el saludo Black Power en la plataforma de medallas.

Ahora parece ser un momento diferente. Las ligas deportivas profesionales se han manifestado en apoyo al movimiento Black Lives Matter, mientras que más atletas se han unido públicamente.

Uno de los deportes que más ha demostrado su respaldo es el baloncesto profesional de Estados Unidos. Casi el 75% de los jugadores de la NBA (National Basketball Association) son afroamericanos.

Desde que la liga anunció que volvería a la acción el 31 de julio, el debate ha girado en torno a dos preguntas centrales: ¿sería segura la burbuja , como se le conoce al complejo en Walt Disney World Resort en Orlando, donde los jugadores permanecerán confinados durante todo el torneo, y los playoffs distraerían a la población en torno al movimiento nacional de protesta Black Lives Matter?

Los equipos están abordando los problemas que les preocupan a través de campañas en las redes sociales, Zoom, entrevistas televisadas y gestos simbólicos.

Hasta el momento, el llamado a la justicia más visible de los jugadores ha sido en nombre de Breonna Taylor, la empleada de salud que fue asesinada a tiros por tres policías mientras ejecutaban una orden en lo que terminó siendo el hogar equivocado.

Jugadores como LeBron James, Jerami Grant, Tobias Harris, Marcus Smart y Paul George han utilizado la plataforma de la NBA para exigir la acción del fiscal general de Kentucky, David Cameron.

La NBA pintó «Black Lives Matter» en sus canchas y, a través de conversaciones con el sindicato de jugadores, permitió que se usaran declaraciones de justicia social en la parte posterior de las camisetas. También se han arrodillado durante el canto del Himno Nacional.

También te puede interesar:

Causas sociales en deportes

Este último acto tiene origen en 2016, cuando la estrella de la NFL (National Football League), Colin Kaepernick decidió arrodillarse para apoyar el movimiento Black Lives Matter.

Otras disciplinas deportivas también se han sumado. La Major League Baseball (MLB) estampó «BLM» acompañado por el logo de la MLB en el montículo de los lanzadores.

Los jugadores de los Nacionales y los Yankees usaron camisetas de BLM para la práctica previa al juego, al igual que los jugadores de los Dodgers.

Los inegrantes del Vegas Golden Knights y Dallas Stars, de la National Hockey League (NHL), se arrodillaron en el hielo para apoyar Black Lives Matter y otras causas sociales.

Por otro lado, la Conferencia del Valle de Missouri, líder en el atletismo universitario desde su formación en 1907, está anunciando el lanzamiento de una serie integral de iniciativas de justicia social e igualdad racial titulada «Movilizando voces para el cambio».

La Conferencia de Fútbol del Valle de Missouri trabajará en colaboración con el Comité Asesor de Estudiantes-Atletas (SAAC), que incluye a atletas de cada institución que representan a todos los deportes, y con el Comité de Equidad y Diversidad de MVC en la promoción y activación de esta importante plataforma.

«Es nuestra intención involucrar a nuestros miembros y partes interesadas para encontrar formas de atacar el racismo sistémico, promover la diversidad y la inclusión y promover la igualdad para todos», dijo el comisionado de la MVC, Doug Elgin.

Más apoyo

Catorce estrellas de la Ultimate Fighting Championship (UFC), publicaron un video en apoyo del movimiento Black Lives Matter.

En el material presentan al actual campeón de peso mediano Israel Adesanya, el ex campeón de peso mediano Michael Bisping y el ex campeón de peso paja Rose Namajunas, entre otros, expresando solidaridad con quienes protestan contra la brutalidad policial.

«Queremos que sepan que apoyamos a nuestros hermanos y hermanas de todo el mundo en busca de la igualdad», dijo el peso welter de UFC Belal Muhammad, cuya tienda de teléfonos celulares de su padre fue vandalizada durante las protestas en su natal Chicago.

Más de 100 jugadores afroamericanos de la MLS levantaron el puño derecho y se arrodillaron antes del primer torneo de la MLS is Back el miércoles en Orlando, Florida, en una muestra de solidaridad con el movimiento de justicia social Black Lives Matter.

Algunos jugadores llevaban camisetas con las palabras «Black and Proud» y «El silencio es violencia» antes del partido entre Orlando City SC e Inter Miami CF. También se arrodillaron, incluyendo el equipo técnico y los árbitros.

La Premier League reafirmó su compromiso con su campaña anti racismo, aunque estaba “consciente del riesgo que representan los grupos que buscan secuestrar causas y campañas populares”.

La liga emitió un comunicado después de que legisladores británicos interrogaran a su director ejecutivo, Richard Masters, en una audiencia el martes sobre su apoyo al movimiento Black Lives Matter (BLM).

También te puede interesar:

Un circo

No obstante, parece no ser suficiente. Atletas hablaron sobre la justicia social y las formas en que los deportes pueden ayudar a combatir la desigualdad en “Race and Sports in America: Conversations”, que se transmite en NBCSN.

Damon Hack de NBC Sports organizó mesas redondas con atletas activos y retirados. Los panelistas, incluidos los atletas olímpicos James Blake y Charles Barkley y el aspirante a los Juegos Olímpicos de Tokio Stephen Curry, también reflexionaron sobre experiencias personales.

Barkley, medallista de oro olímpico en 1992 y 1996, dijo que los entrenadores se acercaron recientemente a él para hablar con sus equipos.

El también integrante del Salón de la Fama del Baloncesto afirmó que las ligas deportivas y los jugadores han convertido los problemas de injusticia racial en un «circo», dando más importancia a quién está arrodillado o qué mensaje está escrito en la camiseta de un jugador en lugar de hacer un cambio real.

«¿Como atletas, resolvemos los problemas reales utilizando nuestras plataformas para hablar? No necesitamos decir más. Necesitamos encontrar una manera de lograr más. Protestar durante un himno, usar camisetas es genial, pero necesitamos ver acciones reales que se ponen en marcha», expresó Barkley.

Por otro lado, el escolta de Los Angeles Lakers, Avery Bradley, quien ha sido una de las voces de una coalición de  jugadores que exige más inversión de sus empleadores en temas que iban desde prácticas de contratación hasta asociaciones con empresas de propiedad negra, fue uno de los primeros en hablar del tema.

«Independientemente de la cobertura mediática que se reciba, hablar y crear conciencia sobre la injusticia social no es suficiente», dijo a ESPN.

El exjugador de la NBA Len Elmore, que imparte un curso en la Universidad de Columbia titulado Activismo del atleta y justicia social en los deportes, está de acuerdo con Bradley.

Para él, el enfoque en los deportes le resta importancia. «No importa cuántos letreros pongan, no importa cuántos parches hay en tu camiseta, ese no es el verdadero diálogo».

Luis Felipe Hernández

Luis Felipe Hernández

Comunicador por naturaleza y periodista ante la ley.

Leave a Reply

TOP NEWS TODAY

nueva gran migración en estados unidos
Hyper
Luis Felipe Hernández

La Gran migración reversa: los afroamericanos regresan al sur

La Gran Migración fue la reubicación de más de 6 millones de afroamericanos del sur rural a las ciudades del norte, medio oeste y oeste, apróximadamente desde 1916 a1970. Expulsados ​​de sus hogares por oportunidades económicas insatisfactorias y duras leyes segregacionistas, muchos afroamericanos dejaron el